Animaya

Animaya

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 


Parque Zoológico del Bicentenario.

En nuestro viaje ya habíamos visitado el Parque Zoológico del Centenario, pero nos enteramos que había otro zoológico con el nombre de Animaya, el cual nos causó mucha curiosidad para visitar.

Este sitio no se puede comparar con el Centenario, al menos es nuestra opinión, porque es un panorama totalmente diferente al del parque del Centenario. Animaya pretende brindar un ambiente similar al de un safari, pues los espacios en los que se encuentran las especies son más grandes permitiéndoles sentirse como si estuvieran en su hábitat natural, el guía nos dijo que se divide en tres praderas: americana, euro-asiática y africana. Una de las cosas entre las que se identifica es que tienen el concepto de una antigua ciudad maya abandonada y rehabitada por animales. Hay un lago con patos, pelicanos y ganzos, en el mismo lago se encuentran también tres pequeñas islas con árboles altos en los que hay monos. También hay una villa de leones, un espacio grande con arbustos y rocas, creando el aspecto de la región de la Sabana. Podrás encontrar jirafas, búfalos, cebras, avestruces y venados, todos con amplios espacios donde habitar.

Mi novio y yo quisimos aventurarnos al paseo Safari, que según la opinión del guía, es uno de los mayores atractivos de este parque. El paseo es a bordo de un pequeño camioncito en el cual se recorren los pasillos entre los animales pemitiendo estar más cerca de ellos. Nuestra diversión no termino ahí, pues también se puede pasear por el lago en un pequeño barco con capacidad hasta para 18 personas, abordo. Un guía especializado informa durante todo el recorrido sobre la flora y la fauna, así como de las especies observables; este paseo dura unos 20 minutos aproximadamente.

Para una avistar todo el sitio, no dudamos en subir al mirador a una altura de 35.5 metros, para el cual se toma un elevador que se encuentra al interior de una gran bóveda maya que le da la bienvenida al entrar al recinto, misma que es rodeada por una fuente y luces que resaltan en la noche.

Por supuesto estabamos cansados así que antes de irnos fuimos a una de las tienditas que estan por dentro, compramos agua y fuimos a descansar a unos espacios con mesas y bancas de madera que estan bajo la sombra de hermosos árboles. Cabe mencionar que también hay baños públicos y amplio estacionamiento si vas en automóvil.

El recorrido en el parque fue visita única de la cual no te vas arrepentir, nosotros quedamos encantados.

Ubicación de Animaya calle 60 con 59 de Ciudad Caucel, muy cerca del periférico de la ciudad de Mérida. Para llegar debe tomar la avenida Jacinto Canek y posteriormente tomar la carretera que va hacia Caucel, una ves ahí encontrará señalamientos que lo llevarán hasta el zoológico.

ARTICULOS SIMILARES

0 3506
comments powered by Disqus