Etiquetas Entradas etiquetadas con "Centro histórico de Mérida"

Centro histórico de Mérida

Mérida. Foto Lluvia Magaña.

Mérida tiene la capacidad de presentar diversos tipos de manifestaciones culturales, por lo cual un buen lugar para iniciar tu recorrido por la ciudad es el Centro Histórico, ahí se puede apreciar varios edificios coloniales  a través de los cuales puedes conocer un poco de la historia yucateca.

Mérida. Foto Lluvia Magaña.
Mérida -Foto Lluvia Magaña.

Catedral de San Idelfonso

19 años después de la fundación de Mérida (1542) en 1561, por petición del rey Felipe II, se erigió en catedral a la iglesia de la capital yucateca y se le dio por titular, a San Ildefonso, Arzobispado de Toledo. 37 años más tarde, se concluyó la edificación en 1598, al cual se le agregaron posteriormente otros detalles.

Algunos investigadores reconocieron restos de columnas mayas (tambores) que forman parte de la pared norte del templo. En ese mismo sitio, donde hasta hoy se encuentran varias cruces de madera, está la entrada a un manantial clausurada desde hace mucho y que se reconoce por un arco tapiado. Su estilo arquitectónico es morisco en las torres e interior, y la fachada es renacentista.

En el interior se pueden admirar la capilla del Cristo de las ampollas (1656), el bautisterio y capilla del sagrario (1904), la sacristía y capilla de San José (1610), así como la capilla del rosario (1610).

Catedral de Mérida. Foto Lluvia Magaña.
Catedral de Mérida -Foto Lluvia Magaña.
Catedral de Mérida. Foto Lluvia Magaña.
Catedral de Mérida- Foto Lluvia Magaña.

Casa Montejo

El espacio que ocupa perteneció al “Adelantado” Francisco de Montejo, pero fue su hijo, mejor conocido como “El Mozo”, quien construye lo que sería la morada de los conquistadores, concluida en 1549.

De la construcción original hoy sólo se conserva el portal de su fachada esculpido en piedra y de estilo plateresco (Barroco Mexicano), es el más importante de los que se realizaron en el país para un edificio residencial. En el portal se puede admirar, en la parte superior, el escudo de armas de los Montejo y a dos guerreros españoles, en actitud vigilante, que descansan sobre las cabezas de indios vencidos. En la parte inferior se tiene un cuadrado perfecto con elementos ornamentales simétricos y finas columnas corintias de fuste acanalado; sobresaliente en su parte central, se tiene una ménsula

Casa Montejo -Foto Lluvia Magaña.

Casa Montejo. Foto Lluvia Magaña.
Casa Montejo- Foto Lluvia Magaña.

Palacio de Gobierno

Fue construido entre 1883 y 1892 como casa para los gobernadores y jefes del estado de Yucatán, en su interior podrá encontrar la historia de Yucatán a través de 27 pinturas del yucateco Fernando Castro Pacheco, igualmente se encuentran en el interior las oficinas de información turística.

Muestra una arquitectura neoclásica, propia del siglo XIX. Actualmente alberga las oficinas del Gobierno del estado.

Palacio de Gobierno - Foto Lluvia Magaña.
Palacio de Gobierno – Foto Lluvia Magaña.

Plaza principal

Trazada desde la fundación de la ciudad, de conformidad con las instrucciones que el Adelantado Don Francisco de Montejo dictó al hijo del mismo nombre (conocido como “El Mozo”) para ser el centro político de la nueva ciudad, este espacio público ha visto desde aquellos lejanos días de 1542 el correr de la historia de Mérida.

Durante el período colonial, la Plaza Principal fue mercado público, lugar de corridas de toros, escenario para aplicar penas corporales y ajusticiar cuando era necesario, además de ser un sitio donde se realizaban torneos y festejos de interés general.

Plaza principal - Foto Lluvia Magaña.
Plaza principal – Foto Lluvia Magaña.

Palacio Municipal

Construido en el año 1734 durante el gobierno de Don Santiago Aguirre, este edificio ha pasado por varias modificaciones en su estructura, sin embargo aún conserva un estilo colonial en su arquitectura. En la parte inferior se pueden encontrar diversos restaurantes de comida típica, así como de artesanías.

Palacio Municipal - Foto Lluvia Magaña.
Palacio Municipal – Foto Lluvia Magaña.
Palacio Municipal - Foto Lluvia Magaña.
Palacio Municipal – Foto Lluvia Magaña.

Centro Cultural Olimpo

Este edificio de arquitectura contemporánea, fue inaugurado –como Centro Cultural de Mérida Olimpo- el 6 de enero de 1999 para celebrar el 457 Aniversario de la fundación de Mérida. Con una capacidad para 300 personas ofrece espectáculos diversos, además de que cuenta con una sala de video con capacidad para 98 personas, y el planetario, en la parte inferior se encuentra una librería y una cafetería.

Cuenta con un planetario en el que se presentan diversos documentos e información gráfica acerca del universo así como algunas conferencias y talleres; de igual forma presenta una biblioteca con un gran acervo para consulta; ofrece funciones de cine; una vídeo sala y claro, un salón de conferencias y exposiciones.

Centro Cultural Olimpo - Foto Lluvia Magaña.
Centro Cultural Olimpo – Foto Lluvia Magaña.

Ateneo Peninsular

Construido entre los años de 1573 a 1579, este edificio funcionó como residencia oficial de los obispos de Yucatán por unos 340 años. Posiblemente el edificio toma su nombre de la sociedad literaria ”Ateneo Peninsular” de la cual fue sede después de su remodelación en 1915, comenzando a denominarse así en ese mismo año. Posteriormente fue sede de diversas oficinas, tanto federales como estatales y se ocupa parte de la planta baja con locales comerciales. En los años treintas la mayor parte de la planta alta se destinó a la comandancia de la Jefatura de Operaciones Militares. En la década de los ochentas, prácticamente se abandona. En 1990 todavía existía en la planta alta una oficina federal, pasando a ser propiedad una parte del Gobierno del Estado y en 1994, luego de ser remozado, se instala en el edificio el Museo de Arte Contemporáneo, mejor conocido como Macay.

Ateneo Penínsular- Foto Lluvia Magaña.
Ateneo Penínsular- Foto Lluvia Magaña.
Ateneo Penínsular - Foto Lluvia Magaña.
Ateneo Penínsular – Foto Lluvia Magaña.

Pasaje Picheta

En algún momento fue refugio para cientos de presos, presenta hoy día un semblante sumamente distinto al que se observaba en sus inicios. Tiene un ambiente agradable y ahora se puede encontrar restaurantes, tiendas de artesanías, ropa típica yucateca y chive cafés, además de que los fines de semana se presentan tríos musicales que le deleitaran con la trova yucateca.

Pasaje Picheta - Foto Lluvia Magaña.
Pasaje Picheta – Foto Lluvia Magaña.
Pasaje Pichetas - Foto Lluvia Magaña.
Pasaje Picheta – Foto Lluvia Magaña.

Pasaje de la Revolución

Por orden del General Salvador Alvarado en 1916, de demoler las dos capillas del sur de la Catedral y parte del Palacio Episcopal y del antiguo Seminario de San Ildefonso, se abre este andador que hoy se conoce como Pasaje a la Revolución.

Pasaje de la revolución - Foto Lluvia Magaña.
Pasaje de la revolución – Foto Lluvia Magaña.

 

0 1570

La Plaza Grande es un lugar muy tradicional que cualquier yucateco o visitante debe conocer.

Trazada desde la fundación de la ciudad, de conformidad con las instrucciones que el “Adelantado” Don Francisco de Montejo dictó al hijo del mismo nombre (conocido como “El Mozo”) para ser el centro político de la nueva ciudad. Este espacio público ha visto desde aquellos lejanos días de 1542 el correr de la historia de Mérida.

Durante el período colonial, la Plaza Principal fue mercado público, lugar de corridas de toros, escenario para aplicar penas corporales y ajusticiar cuando era necesario, además de ser un sitio donde se realizaban torneos y festejos de interés general.

De los sucesos más importantes de los que este parque central ha sido testigo o escenario, se pueden destacar el ajusticiamiento del indígena Jacinto Canek, hijo de esta tierra del Mayab que en el año de 1761 se sublevó en contra de la opresión del conquistador.

En el año de 1812, con motivo de la promulgación de la Constitución de Cádiz, se le impuso el nombre de “Plaza de la Constitución”, denominación que se modificaría en el año de 1821 al designarse como “Plaza de la Independencia” que es el que hasta hoy se conserva de manera oficial.

La transformación más importante del parque se dio durante el gobierno del Lic. Manuel Cirerol y Canto (1870-1872), al plantarse los frondosos laureles de la India (importados de la isla de Cuba). Posiblemente en esas fechas se instaló el artístico enverjado perimetral que fue retirado a comienzos de 1906. A causa del huracán Isidoro que ocasionó grandes destrozos en la ciudad el 22 de septiembre de 2001, dos de los centenarios árboles cayeron y fueron retirados.

En el año de 1899 el cabildo de Mérida aprobó el otorgamiento de una concesión al Sr. Fernando Ponce Cámara para instalar en el centro del parque un quiosco, donde se realizaban las “Retretas Nocturnas”. Poco tiempo después, a mediados del año de 1905, la representación municipal ordenó su retiro. Se dice que el referido quiosco es el que se encuentra en el “Parque Zoológico del Centenario”. Algunos historiadores hacen mención de un segundo quiosco colocado entre los años 1914-1915, pero su duración fue efímera.

Por espacio de sesenta años no hubo algún cambio de importancia en la Plaza Principal (salvo la instalación del alumbrado mercurial ocurrida a fines de los años cincuenta). En 1978, se realizaron otras obras de remodelación y en 1986 la plataforma octogonal se volvió circular, efectuándose variadas mejoras existentes en la actualidad.

Hoy día la Plaza Grande de Mérida es un lugar muy tranquilo donde cualquiera puede pasar unas horas sentado en sus tradicionales bancas para dos si es que va con su pareja, estas bancas son ideales para una platica amena y con un toque romántico; o si uno va solo puede sentarse en las otras bancas que están instaladas por toda la plaza; si algo faltara, uno puede pasar el rato degustando un rico helado que venden por el rumbo o alimentar a las palomas que hay ahí.

También, si lo prefiere, puede sentarse y admirar la naturaleza, rodeada de las edificaciones de una gran ciudad. Por si fuera poco uno puede después pasar a los sitios turísticos para terminar el día, ya que muy cerca se encuentran museos, teatros, iglesias, restaurantes entre más variedades que uno puede optar para completar el día.

Con información de la página web oficial de Mérida

    0 1833

     

    “Un vistazo a través del tiempo”

    Transcurría el día sin si quiera tener algo por hacer en la hermosa ciudad de Mérida, recién acabábamos de llegar de una excursión que ofrecía nuestro hotel al sitio arqueológico de Uxmal.

    Decidimos salir a caminar, para aprovechar comprar algunas cosas y ver aquel bullicio que se escuchaba en el parque principal. En eso estábamos cuando un hombre se acercó y nos dijo: “¿Les gustaría escuchar leyendas y conocer los pasadizos secretos de la Catedral?, les invitamos en punto de las 8:30 en el Teatro Peón Contreras.” Agradecimos el gesto de aquel hombre, quien vestía ropa de la época colonial y portaba un estandarte que decía “Noche de Leyendas”, faltaba poco para la hora de la función y acudimos a ver de que se trataba…

    Cuando llegamos a las afueras del mencionado teatro, estábamos reunidos un buen número de turistas, nacionales y extranjeros, quienes atentos, escuchábamos la explicación del evento que estábamos a punto de presenciar. “¡Doncellas y caballeros!, ¿Estáis listos para iniciar la aventura? Exclamó aquel hombre vestido de caballero español, y al unísono gritamos los presentes ¡Sí!, y así empezó la función. “Don Clemente”, el hombre caracterizado de época, iba narrando durante el recorrido historias, leyendas y datos interesantes ocurridos durante los tiempos de la fundación de la ciudad, pasamos por diversos escenarios importantes, como la Catedral, la casa de Francisco de Montejo, los túneles secretos bajo la Plaza Diamante, y el Ex Convento de Monjas, donde culmina el evento.

    A la usanza de la época, actores hacen cobrar vida a personajes y no puedo olvidar a “Don Clemente”, el tipo que con un tono desenfadado, siempre nos sacaba una sonrisa, a la par de su narrativa y guiándonos por el recorrido, la interacción con las personas es constante, digamos que “aprendemos mientras disfrutamos”, pues todos los datos históricos señalados son reales y sencillamente puedo decir que es un muy buen espectáculo, al término del recorrido, la creadora del evento, la Maestra Maricruz Hernández, remató con una frase muy alentadora “Uno es más culto cuando conoce la historia del lugar donde vive y del lugar que visita”, estas palabras me llenaron de motivación para seguir conociendo la ciudad, nosotros venimos de Matamoros, y es verdad cuando les cuento que tener la riqueza cultural que tiene Mérida es un privilegio para todos aquellos que viven aquí.

    Esta es nuestra historia que compartimos con ustedes, esperando que pronto, vengan a disfrutar de este maravilloso espectáculo. “Al término del evento, quedamos con una sensación muy gratificante y para cerrar la velada, no podíamos dejar pasar una buena cena en un muy famoso restaurante cerca de la Catedral pero esa, es otra historia.”

    Horario:  8:30 de la noche afuera del teatro Peón Contreras. 

    Costos: $120 adultos , $90 adolescentes y $60 niños. (Pesos mexicanos)

    0 3082

    Recorre la ciudad de Mérida con ayuda de las audioguías.

    La audio guía es dispositivo electrónico a disposición de los turistas con información en inglés y español a cerca de los edificios más representativos del centro histórico y zonas aledañas. Cuenta con mapa didáctico para obtener la ubicación exacta de los sitios de interés, los cuales están marcados con números para digitalizar y obtener la información deseada del reproductor.

    Su finalidad es difundir adecuadamente los diferentes atractivos turísticos con los que cuenta Mérida, mediante el cual los visitantes pueden conocer la historia y características de sitios emblemáticos de la ciudad.

    Con esta actual, práctica y divertida tecnología, los visitantes e, incluso aquellos meridanos que quieran conocer más sobre la capital yucateca, pueden enterarse de detalles del Centro Histórico, Paseo de Montejo, la Mejorada, el mercado Lucas de Gálvez, el barrio de Santiago, La Ermita de Santa Isabel y, recientemente, una recomendación para visitar la zona arqueológica de Dzibilchatún, la reserva ecológica de Cuxtal y la comisaría Dzityá.

    La información detallada contenida en las audioguías se encuentra disponible en cinco idiomas: español, inglés, francés, italiano y maya.

    Esta herramienta consta de un sistema digital de audio personalizado de visitas guiadas, con la cual se pueden conocer los pormenores de más de 70 edificios, monumentos, museos, parques y avenidas, mismos que se describen mediante información histórica, arquitectónica y cultural, la esencia que respalda nuestras costumbres y tradiciones. Entre los beneficios que tienen los turistas al rentar las audioguías, está el que pueden escoger el idioma y la planeación del recorrido en el horario que más le acomode, sin prisas ni estar sujetos a un grupo.

    Encuéntralos en los Módulos de Información Turística ubicados en Palacio Municipal y Paseo Montejo, con un costo de $40 para estudiantes y personas mayores, $60 para personas locales y $80 para extranjeros durante 4 horas.

    SOCIAL

    QUIZA TE PUEDA INTERESAR

    0 2431
    Cuando vemos colores cálidos solemos tener sensaciones positivas, pues estas gamas van muy relacionadas con la alegría y el movimiento. ¿Pero, qué ocurre cuando estos colores...